Los tablets no sirven para trabajar ¿o si?

Ultimamente, a la hora de cambiar de ordenador portatil o de comprar uno nuevo, a mucha gente se le ocurre la genial idea de sustituirlo por un tablet, la excusa es muy sencilla: es más pequeño, algo más barato, es ligero, permite mayor movilidad… y, aunque nadie lo diga, es muy “cool” enseñar las fotos pasandolas con el dedo, pero, a la hora de trabajar ¿sirve para lo mismo que un portatil?.

La respuesta es bien clara: NO, es muy sencillo, os lo voya explicar en unos pocos puntos:

La mayoria de los tablets, ni siquiera el Ipad, tienen a su disposición una suite ofimática, salvo que sea de pago, claro (a diferencia de openoffice que esta disponible para todos los PC sean Windows o Linux). Unicamente las Samsung Galaxy Tab tienen, de manera gratuita (y no se si todas las versiones) el polaris office, que, por cierto, va muy bien y es compatible con cualquier documento de la serie Office de Microsoft.

Imaginemos que tenemos una de esas suites instalada, ¿habeis intentado escribir un texto largo con la pantalla táctil?, se tarda mas de el triple que con un teclado normal, y eso en una pantalla de 10 pulgadas, si es una de 7 ni te cuento, si no estas de acuerdo copia este post en tu tablet y verás lo que tardas.

La capacidad de los tablets es bastante limitada: 16 ó 32 Gb, excluyendo el Sistema Operativo, se nos quedaran 14,5 ó 30,5 aproximadamente… si luego sumamos las aplicaciones que vamos a instalar, más fotografias, algún video… estamos un tanto justitos.

Entonces ¿para que sirve un tablet?, para muchas cosas, mostrar fotografias, jugar, redes sociales (twitter, facebook…), GPS, correo electrónico, navegar por internet, leer ebooks… pero, desde luego, no para trabajar.

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


+ 4 = seis